Mamoplastia de aumento

Mamoplastia de aumento Instituto de Cirugia Estetica

Mamoplastia de aumento con implantes

El aumento mamario o mamoplastia de aumento es un procedimiento quirúrgico que trata de mejorar el tamaño y la forma del pecho de la mujer cuando esta aprecia un volumen o forma inadecuada, tras el desarrollo puberal, o debido a una involución de la mama después del embarazo. Nuestro objetivo es mejorar su calidad de vida, mediante la colocación de unos implantes que nos permitan conformar un pecho bonito y natural, en consonancia con los deseos de la paciente y sus características corporales.

La primera consulta será informativa. El cirujano plástico del Instituto de Cirugía Estética evaluará el tamaño y la forma de las mamas, la firmeza de la piel y su estado general de salud. Se realizará además una exploración de las mamas y en algunos casos se solicitará un estudio mamográfico. Se le explicarán las distintas técnicas quirúrgicas, se discutirá el tamaño y la forma que tendrán su mamas y las opciones o la combinación de procedimientos que se ajustan en mayor medida a su morfología. Debe exponer sus expectativas de manera franca, para delimitar las alternativas disponibles para alcanzar los objetivos deseados, con los riesgos y limitaciones de cada una de ellas. También se le explicará cuál es el tipo de anestesia que se empleará y los costes de la intervención.

¿Quién la candidata ideal para someterse a un aumento mamario?

Las candidatas ideales para someterse a una mamoplastia de aumento son aquellas mujeres sanas, emocionalmente estables que comprenden los resultados que se pueden obtener tras la cirugía.

La intervención

La mamoplastia de aumento se realiza en un quirófano, habitualmente con ingreso hospitalario, concediendo el alta al día siguiente. La cirugía de aumento mamario se realiza bajo anestesia general (posible bajo anestesia local con sedación).

El abordaje para el aumento mamario se realiza a través de una pequeña incisión que se ubica, dependiendo de la anatomía del paciente, en la areola, en el surco submamario o en la axila. La incisión se diseña con la intención de que la cicatriz resultante sea casi imperceptible. A través de esta incisión se levanta el tejido mamario, se crea un bolsillo y se coloca el implante, debajo de la fascia muscular o del propio músculo pectoral. El procedimiento dura aproximadamente 2 horas.

Mamoplastia de aumento Instituto de Cirugia Estetica

Después de la cirugía

Desde el primer momento no hay vendajes y la paciente se puede colocar el sujetador de la talla deseada. Se pueden duchar a las 24 horas. No pasa nada por mojar las heridas si luego se secan adecuadamente y se cubren.

El resultado en el aumento de pecho es inmediato, si bien deberá esperar unos meses hasta alcanzar un resultado final estable. Es normal encontrarse algo cansada unos días, pero salvo incidencias, podrá hacer vida casi normal para las actividades cotidianas a las cuarenta y ocho horas y volver a su trabajo en pocos días , dependiendo de la actividad que realice. Cuando la colocación del implante es submuscular las molestias son mayores que cuando es subglandular o subfascial.

La mayoría de las molestias se controlan bien con la medicación prescrita. Las mamas estarán edematizadas durante unos días. La sensibilidad se podrá ver alterada, bien a menos (hiposensibilidad) o a más (hipersensibilidad). El edema no cede completamente hasta transcurridas varias semanas. Al principio las cicatrices se presentaran rosadas, aspecto que mejorará progresivamente hasta estabilizarse a los seis meses.

Si debe coger un peso le recomiendo agacharse doblando la rodilla, coger el peso, y usar las piernas para levantarlo. Lo que está mal es agacharse sin doblar las piernas y tirar de músculo pectoral para levantarlo. Esto es especialmente importante para las mujeres con niños pequeños.

Es recomendable dormir decúbito supino ( boca arriba ) durante un mes, evitar correr y saltar y debe llevar un sujetador deportivo día y noche durante 1 mes.

Las mamas no se han de masajear pero se puede poner crema hidratante o antiestrías desde el primer momento.

¿Existen riesgos? ¿Hay garantías?

La cirugía de aumento mamario es una técnica segura. Sin embargo, como en cualquier intervención siempre existen riesgos potenciales y complicaciones asociadas. La más temida es la contractura capsular, que se produce cuando la cápsula periprotésica que se forma alrededor del implante se contrae en exceso, perdiendo su característico tacto blando, siendo capaz ,en grados severos, de deformar el implante. Puede ser tratada de diversas maneras, requiriendo en ocasiones extirpar la cápsula, e incluso, recambiar la prótesis. La cobertura del implante con poliuretano, la texturización de la superficie del mismo y la colocación submuscular entre otras medidas, han reducido a lo excepcional esta complicación.

Otra incidencia propia de cualquier cirugía es el hematoma que sólo en casos concretos precisa de una nueva intervención para eliminar la sangre acumulada. Un pequeño porcentaje de mujeres puede desarrollar una infección. Algunas mujeres perciben alteraciones en la sensibilidad de los pezones, e incluso, insensibilidad. Estos cambios suelen ser temporales, aunque en unos pocos casos serán permanentes. No existe evidencia de que las prótesis de mama afecten la fertilidad, el embarazo o la lactancia.

Es extraordinariamente infrecuente que las prótesis pueden romperse, haciendo que el contenido salga fuera de su cápsula. Cuando la prótesis está rellena de suero, el líquido se reabsorbe rápidamente sin producir ningún daño, disminuyendo la mama de volumen en unas horas. Si está rellena de silicona el escenario que se presenta es: si la cápsula formada por el organismo no se rompe, no notará ningún cambio; si se ha roto, especialmente cuando ha sido sometida a mucha presión, la silicona se extruye disminuyendo el volumen de la mama. Será necesario una nueva intervención para reemplazarla.

No existe evidencia científica probada de que las prótesis provoquen cáncer de mama o enfermedades del tejido conectivo. La colocación de una prótesis no impide la realización de mamografías. Los controles mamográficos apropiados para cada mujer según su edad pueden seguir realizándose, aunque se debe advertir la existencia de las prótesis.

Implantes de mama de poliuretano. Historia [VIDEO]

¿Qué implantes usamos en los aumento de mamas con prótesis?

Existen distintos tipos de implante: implantes redondos, de bajo, medio y alto perfil (alguna incluso extra alto); implantes anatómicos (forma de gota) con todas sus combinaciones en los tres ejes (alto, ancho y proyección); implantes de base redonda con perfil anatómico; implantes de diversas cohesividades e incluso duales (dos tipos de cohesividad en cada implante); implantes de micropoliuretano… Las prótesis que más utilizamos son las anatómicas, de alta cohesividad, de pared texturada (con frecuencia cobertura de micropoliuretano). Dan un resultado mucho más natural no solo de forma sino en cuanto a tacto y nos permite corregir mejor las asimetrías de las mamas. Las marcas con las que trabajamos tienen la aprobación de la FDA y la UE, además son marcas contrastadas que ofrecen garantías con el implante. Puede saber más en nuestra sección sobre los tipos de implantes de mama que existen en España.

Mamoplastia de aumento Instituto de Cirugia Estetica

¿Redondas o anatómicas?

Pues hay que “negociarlo”. Si buscamos el mejor resultado en cuanto a lo que la paciente solicita… “quiero algo natural, que se note pero que no se note; pero claro, como me opero, que se note, pero sin pasarse”, pues tenemos que procurar un entendimiento entre lo que hay (forma, volumen de la mama y medidas antropométricas), los deseos de la paciente y nuestro conocimiento de la materia (teórico y práctico).

Implante para mamoplastia de aumento de Eurosilicone, The Matrix
Implante para mamoplastia de aumento de Eurosilicone, The Matrix

Es frecuente que la paciente vengan con ideas preconcebidas. Por ejemplo, a priori la imagen del resultado que originan los implantes redondos es: “redondas, mamas grandes y poco naturales”, mientras que los implantes anatómicos están asociadas a un resultado más natural pero también a mamas ptosicas (caídas).

Una de las preocupaciones de las mujeres es llenar ese polo superior, relacionado intrínsecamente con el escote. La función de algunos sujetadores, es aportar volumen al polo superior y favorecer el escote (efecto push-up).

Partamos de la base que las mamas naturales no tienen forma redonda. Si no hay volumen suficiente no tienen entidad para “caer”, pero si lo hay, la gravedad actúa de forma inexorable y la glándula tiende a rellenar más el polo inferior. La proyección en el polo superior es menor. Se considera “estético” que el 55% del volumen se encuentre debajo del ecuador del pezón.

Sigamos con que las mamas cambian. Especialmente tras embarazos y las lactancias, la glándula se atrofia y la piel no se retrae proporcionalmente. La mama aparece vacía en el polo superior (por la atrofia y porque el contenido, la glándula, cuelga dentro del saco cutáneo). Además, los ligamentos de la mama se han dado de sí y son más laxos.

El volumen a implantar es algo crucial. Cuanto más pequeño es el implante, más natural. Y la mayor naturalidad se alcanza cuando el implante está completamente cubierto por la mama. Hay poca diferencia en los resultados entre redonda y anatómica cuando nos movemos en volúmenes “pequeños” como son 180 a 220 cc. Pero en volúmenes mayores sí. Al buscar más volumen hemos de considerar mucho el diámetro de la base de la mama y su forma.

Hay mamas con buena forma y anchas en las que la redonda puede dar los mejores resultados, ya que llena de forma efectiva el polo superior y se distribuye bien. Hay mamas estrechas con tejido tenso en las que lo mejor es usar una anatómica o mixta (base redonda con perfil anatómico) y mamas en la que lo que está indicado si o sí es una anatómica (mamas tras la lactancia o tras adelgazamiento).

La selección del implante por tanto ha de ser evaluado en la consulta y valorado conjuntamente con la paciente. Si los resultados pueden ser igual de buenos con una u otra, pues la decisión vendrá de si se quiere un escote más redondeado (como si llevara un push-up) o más natural. En otros casos en cambio, te recomendaremos un implante en particular.

Para concluir una advertencia final: esto difícilmente es comparable entre las pacientes… o amigas.

Sustitución de los implantes

Todos los fabricantes de prótesis mamarias a nivel mundial ofrecen garantías por defectos de fabricación que oscilan desde los diez a veinte años a una garantía de por vida. No podemos asegurar que el implante dure toda la vida, pero esto no significa que los implantes deban reemplazarse si no dan problemas. Es posible que a lo largo de la vida de la mujer el implante deba ser cambiado al menos una vez.

¿Puedo realizar deporte?

Durante el primer mes es recomendable no realizar deporte intenso. En el caso de implantes submusculares se recomienda no hacer fuerza con el músculo pectoral en un mes, pero esto no implica que no se pueda usar el brazo normalmente.

Lactancia

En la intervención independientemente de la vía de acceso para colocar el implante nunca se corta la comunicación de los conductos galactóforos al pezón. Es decir, no imposibilita la lactancia materna en un futuro. La operación no limitará su capacidad para dar de mamar si se queda embarazada. No se ha demostrado que pase silicona a la leche.

¿Se nota la prótesis?

Depende. Según el tipo de mama que tenga previamente la paciente y el tipo de implante colocado en la intervención.

Cáncer de mama

Hay estudios que muestran que la prótesis puede dar lugar a un 10% de falsos negativos en las mamografías. Esto quiere decir que es posible que se necesiten pruebas complementarias como la Resonancia Magnética para el diagnóstico. Pero también es cierto que la prótesis empuja a la glándula y es más fácil detectarse un nódulo a la palpación. Se ha comprobado que no existe ninguna diferencia en cuanto a supervivencia y pronóstico en mujeres con cáncer de mama, con o sin prótesis previas al tratamiento del cáncer. Las prótesis no aumentan el riesgo de padecer un cáncer.

¿Las prótesis anatómicas se giran?

Es infrecuente, alrededor de un 2-3% ( los implantes cubiertos por poliuretano en un porcentaje menor).

Mamoplastia de aumento con grasa autóloga

Mamoplastia de aumento Instituto de Cirugia Estetica

La mamoplastia de aumento con grasa propia permite un aumento natural del pecho sin prótesis. Así, gracias a la técnica denominada lipotransferencia o lipofilling podemos aumentar el volumen del pecho con la grasa de la propia paciente.

El lipofilling mamario (aumento de senos con grasa corporal propia) es el injerto de células grasas de otras zonas corporales en el pecho. Se puede realizar con fines estéticos como un aumento de volumen o para fines reconstructivos como corregir defectos derivados de un traumatismo, una cirugía previa o una mastectomía. Esta técnica también se conoce como lipotransferencia, trasplante de grasa o lipoestructura.

Indicada para:

Contraindicada en pacientes delgadas sin grasa corporal.

Procedimiento

Para la obtención del tejido graso, y posterior implante, se precisa de una sedación y anestesia local de la zona donante, y/o anestesia general dependiendo del paciente y de la grasa necesaria que se precise en cada caso. Las zonas donantes más frecuentes son: abdomen, cara interna de los muslos y rodillas y trocánteres (cartucheras).

Previa desinfección de la zona a tratar, procedemos a la obtención del tejido graso, de forma muy cuidadosa, mediante aspiración con una pequeña cánula de punta de roma unida a una jeringa especial (luer-lock) a presión negativa suficiente para aspirar y no dañar las células grasas.

Seguidamente el tejido graso es purificado. Para evitar que la grasa se reabsorba y los resultados sean duraderos, la infiltración o injerto del tejido graso se realiza de forma intramuscular y subcutánea; a través de incisiones mínimas, cerca del área a tratar. Se utiliza una micro cánula con la que se depositan pequeños implantes, creando filamentos grasos de 1mm aproximadamente de diámetro; de tal manera que exista una distancia mínima de 2 mm entre ellos para garantizar su posterior supervivencia.

Tras finalizar el implante, procederemos a la inmovilización del injerto entre 7 y 10 días, con prendas de presoterapia. En el postoperatorio inmediato hay inflamación que remite en unos días. El volumen de la mama se considera estable en el período de aproximadamente unos 3 meses. Las células grasas injertadas forman parte de la mama y ésta presenta un aspecto totalmente natural. En la mayoría de ocasiones sólo es necesaria una sesión de tratamiento, aunque en ciertos pacientes se requiere más de una, para conseguir el resultado deseado, sobre todo en aquellos casos en que se precisan grandes volúmenes de tejido graso.

Lipofilling o injerto de grasa para aumento de mama [VIDEO]

Seguimiento posterior

La inyección de grasa purificada en el seno no modifica en absoluto el riesgo de cáncer de mama según los datos disponibles actualmente. Pueden aparecer calcificaciones benignas que en manos de un radiólogo experto, son fácilmente distinguibles de las calcificaciones sospechosas por su forma y localización. Pueden aparecer quistes oleosos, que son benignos, pero en ocasiones son palpables o pueden requerir una punción para evaluarse.

De todos modos y para evitar sorpresas innecesarias, se recomienda un control mamográfico estricto los primeros años con al intención de documentar claramente la aparición de dichas imágenes y evitar confusiones en el futuro. La primera mamografía a los 9-12 meses de la intervención quirúrgica. Seguimiento cada 6 meses los 2 años posteriores a la primera mamografía.

Tipos de implantes de mama en España

Mamoplastia de aumento Instituto de Cirugia Estetica

¿Cuál es la mejor marca de implantes de pecho?

Se trata de una de las preguntas más frecuentes en nuestra consulta del Instituto de Cirugía Estética. En esta sección vamos a explicar cuáles son las marcas que actualmente hay en el mercado y sus principales diferencias.

Para empezar quiero tranquilizar a todas las pacientes, actualmente no hay una marca de prótesis mamaria que sea insegura desde el punto de vista de durabilidad o resistencia. Si de algo ha servido la crisis de 2009 con las prótesis PIP y su fraudulenta utilización de silicona no apta para uso médico ha sido para convertir a la industria de los implantes de silicona en la más vigilada y controlada de todas las empresas dedicadas a productos médicos. No sólo los estándares de calidad para otorgar y mantener el marcado CE de las prótesis mamarias se han incrementado, sino que además, se han realizado inspecciones sorpresa en todas las fábricas del sector. En esas inspecciones dos marcas de implantes no han podido superar los controles: Cereform por un problema en el método de esterilización de sus implantes y Silimed por un defecto en la fabricación de su cubierta sobre el que no se ha dado mucha información.

Implante para mamoplastia de aumento Memory Gel de Mentor
Diferentes implantes para mamoplastia de aumento Memory Gel de Mentor

Desde que se inició la fabricación de prótesis mamarias, dos empresas americanas han sido tradicionalmente las grandes dominadoras a nivel mundial del mercado de implantes, se trata de Allergan (McGhan-Natrelle) y Mentor de Johnson&Johnson. Se trata de dos gigantescas multinacionales, con recursos económicos casi ilimitados, para las cuales sus departamentos de fabricación de implantes mamarios son casi insignificantes comparados con el enorme volumen de productos farmacéuticos que venden en todo el mundo.

Las dos empresas americanas son actualmente las únicas que tienen aprobación FDA, o sea, que pueden vender en Estados Unidos, y además tienen marcado CE, o sea que pueden vender en Europa, y en general venden en todo el mundo. Su política de precios en Europa siempre ha sido mantener precios altos y comúnmente son las que se denominan de alta gama. Por su parte, desde los años ochenta una serie de empresas, la mayoría Europeas, de menor tamaño, se han dedicado a hacer la competencia en el sector de los implantes mamarios a estos dos grandes colosos. Algunas han prosperado hasta convertirse en grandes empresas también, mientras que otras han desaparecido por una u otra razón.

Actualmente en España las marcas que compiten con las americanas son principalmente estas cinco: Nagor, Sebbin, Eurosilicone, Polytech, y Motiva. La política para competir con las empresas americanas siempre ha sido la misma, ofrecer mejores precios, mejores garantías, más innovación (I+D), mejor distribución (servicio más rápido y más cercano), mejores servicios postventa, etc… Además, entre las propias compañías hay muchas interrelaciones, por ejemplo, Perthese, una marca francesa que ha dejado de comercializar recientemente ha estado emparentada con Mentor bajo el paraguas de Johnson&Johnson. Por su parte Eurosilicone tiene mucha relación con McGhan (Allergan) ya que algunos de los fundadores de McGhan fueron luego los fundadores de Eurosilicone. Algo similar ha sucedido con Motiva y Allergan. Por su parte, Polytech está íntimamente relacionada con Silimed, fueron sus distribuidores en Europa hasta que en 2008 fundaron su propia fábrica.

Además, en un mercado globalizado como el actual, los propios materiales con los que se fabrican las prótesis son todos comprados a los mismos proveedores, principalmente a la empresa Nusil, que al vender sus productos ya especifica la manera en que deben ser tratados por las empresas manufactureras. Todo ello, unido a lo estricto de los controles calidad, hace que los métodos de fabricación de la cubierta sean prácticamente idénticos entre ellas, un proceso manual de ensamblaje, con la única salvedad de Mentor que realiza un parte de la fabricación de la cubierta con maquinaria.

Tipos de implantes de mama [VIDEO]

Luego, ¿en qué se diferencian las marcas?

Prótesis americanas (FDA y CE)

Implante para mamoplastia de aumento Natrelle
Implante para mamoplastia de aumento Natrelle

Allergan™ (McGhan/Natrelle): **Suspendida temporalmente su comercialización de implantes mamarios texturizados  ‘Biocell’ y de los expansores de tejido** Se trata de la más antigua de todas las compañías. A través del impulso empresarial de su fundador, Mr McGhan, fue la primera empresa en fabricar y distribuir implantes de silicona. También fue la primera compañía en diseñar un implante anatómico (el modelo 410). Tiene la mayor variedad de implantes anatómicos y redondos, con pequeñísimas diferencias de tallas de una a otra, con la idea de poder tratar hasta la más mínima de las asimetrías. Sus implantes rugosos son macrotexturados , y en concreto los anatómicos se adhieren como un velcro haciendo muy difícil la rotación. Su planta principal se encuentra en Costa Rica. Garantía de rotura de por vida tanto para el implante roto como el contralateral (el no roto). Garantía por contractura capsular 10 años. Actualmente es la empresa líder en ventas a nivel mundial.

Mentor™ (Johnson&Johnson): Históricamente la gran competencia de Allergan. Las fábricas se encuentran en California y Holanda. Se caracterizan por ser microtexturadas, o sea, que no se adhieren a los tejidos. Los resultados en estudios científicos a largo plazo (FDA) siempre han sido muy satisfactorios. Se trata de la única empresa que introduce un factor mecánico en la fabricación del implante (la fabricación de la cubierta por inmersión no la hace un operario sino una máquina). La cohesividad y el tacto de los implantes es ligeramente más dura que Allergan. Garantía de rotura de por vida, garantía de contractura capsular por 10 años. No incluye la prótesis contralateral en ninguno de los casos.

Prótesis no americanas (CE)

Nagor™ (GCAesthetics): La más antigua de las europeas, fundada en 1979, es una marca británica con sede en Escocia. Tiene un gran mercado en países anglosajones y del norte de Europa. En el sur de Europa no han tenido tanto recorrido, probablemente por la fuerza de la libra que dificulta competir en precio. Su principal apuesta es por un gel cohesivo más blando al tacto que el de sus competidores, ideal para aquellas que buscan prótesis anatómicas pero con un tacto algo más blando, más “natural” que el habitual cohesivo tipo III. Misma garantía que Eurosilicone (ver más abajo).

Sebbin: Es una marca francesa fundada en 1986. Fabrica en Val d`Oise. La empresa ha crecido mucho en la última década y no sólo produce prótesis, también produce un amplio catálago de productos, desde acidos hialurónicos, hidroaxiapatita, instrumental, hilos… Prótesis microtexturadas y macrotexturadas.

Implante para mamoplastia de aumento de Eurosilicone, The Matrix
Implante para mamoplastia de aumento de Eurosilicone, The Matrix

Eurosilicone™ (GCAesthetics): La más vendida en España, segunda en ventas a nivel europeo. Se trata de una empresa francesa fundada en 1991. La fábrica se encuentra en Apt. Destaca por un amplísimo catálago de prótesis redondas, con hasta 6 perfiles. La garantía es una de las más amplias del mercado, incluye rotura del implante o contractura capsular grado III/IV de por vida, además incluye en ambos casos el recambio del implante contralateral si es necesario. En cuanto al texturado, las prótesis redondas son microtexturadas mientras que las anatómicas son macrotexturadas, pero con un tamaño de poro menor que el de Allergan.

Polytech: Empresa alemana, distribuidora de implantes mamarios hasta 2008 en que pasan a fabricarlos en su fábrica de Dieburg. Actualmente es la única empresa que comercializa implantes con cubierta de poliuretano. Desde el punto de vista de I+D destaca los implantes Diagon Gel, con dos tipos de geles con diferente cohesividad dentro del mismo implante. Como curiosidad, sus implantes de altura Full son mucho más altos que el resto. Tiene prótesis macrotexturadas y microtexturadas (además de las de poliuretano). Garantía de rotura de por vida, garantía de contractura capsular sólo para los implantes de poliuretano por 10 años.

Motiva: La más reciente e innovadora de las marcas que han aparecido en el mercado. Fabrica en Costa Rica implantes redondos y “ergonómicos” (no tiene implantes anatómicos). Lo más interesante desde el punto de vista de I+D es que introducen un microchip en el sello del implante con toda la información del implante que puede ser leída con un aparato electrónico. El texturado es nanotexturado (menos texturado que Mentor, casi liso). Como curiosidad, sus implantes son de color azul (BlueSeal) ya que su capa barrera tiene tinción azul. Garantía de rotura de por vida y garantía de contractura capsular por 10 años.

Implantes B-LITE™: Representan el último avance tecnológico en implantología mamaria. Hasta un 30% más ligeros que los implantes convencionales, reducen la tensión gravitatoria en el tejido blando mamario y permiten conservar el contorno y la forma a largo plazo. La reducción del peso reduce directamente la tensión mamaria, lo que puede aumentar su comodidad, sobre todo cuando se participa en actividades deportivas o de ocio. Por ello, las recomendamos en pacientes con exigencia deportiva, mastopexias de aumento y en pacientes que demanden grandes volúmenes.

B-Lite-implante-mamario 01
B-Lite-implante-mamario 02

La adhesión permanente de microesferas de borosilicato huecas al gel de silicona permite fabricar implantes hasta un 30% más ligeros

Resumen

 La información contenida en esta página en ningún caso puede, ni pretende, sustituir a  la proporcionada a titulo personal por el cirujano plástico.

Declaración de consenso sobre la seguridad de los implantes mamarios. ICOBRA

Es una declaración suscrita por nuestra sociedad científica, SECPRE (SOCIEDAD ESPAÑOLA DE CIRUGÍA PLÁSTICA, REPARADORA Y ESTÉTICA). Los implantes mamarios se encuentran entre los dispositivos médicos implantables más utilizados y más estudiados del mundo. Cualquier problema identificado sobre ellos a lo largo de la historia ha redundado en mejoras en el sistema regulatorio internacional y en la puesta en marcha generalizada de registros nacionales de implantes mamarios.

Esta puesta en marcha de registros nacionales, sumada a la colaboración internacional, tiene la capacidad de mejorar significativamente los resultados sanitarios para las pacientes con implantes mamarios en todo el mundo.

La literatura científica publicada indica que los implantes mamarios se consideran seguros en general, pero, en ocasiones, pueden tener efectos secundarios raros o graves. Estos efectos secundarios han sido y son objeto de exhaustivos estudios, sobre todo en el campo de las enfermedades autoinmunes, como el síndrome de Sjögren, la artritis reumatoide y una forma rara de cáncer linfático.

Los cirujanos plásticos de todo el mundo hablan todos los días con pacientes, antes y después de las cirugías de implantes mamarios, tanto para la reconstrucción de sus mamas como para el aumento de las mismas, y se esfuerzan por proporcionarles la mejor información y la más actualizada.

La pregunta clave es: ¿las mujeres con implantes mamarios desarrollan más enfermedades que las mujeres sin implantes mamarios?. La literatura médico-científica hasta la fecha indica que los problemas más comunes asociados con los implantes mamarios son la contractura capsular, el desplazamiento del implante y la rotura del implante.

También existe una forma rara de cáncer linfático, el linfoma anaplásico de células grandes asociado a implantes mamarios (BIA-ALCL por sus siglas en inglés). Esta enfermedad cursa generalmente con un agrandamiento rápido de la mama debido a fluido acumulado alrededor del implante. Se diagnostica mediante el estudio de las células presentes en ese fluido y, en general, se puede tratar con cirugía y, cuando se indica, por vía oncológica.

Las enfermedades autoinmunes (como el síndrome de Sjögren, la fatiga crónica y la artritis reumatoide) también se han investigado en relación con los implantes mamarios. Estos síntomas se han denominado en conjunto síndrome de ASIA o enfermedad de implantes mamarios (BII). No hay evidencia concluyente de un vínculo causal y se necesita más investigación para evaluar cualquier relación potencial entre el síndrome autoinmune/inflamatorio inducido por adyuvantes (síndrome ASIA) y los implantes mamarios.

Respecto al BIA-ALCL y el síndrome ASIA, la recopilación de datos a través de registros nacionales de implantes mamarios es una parte esencial de la investigación.

Estos registros recopilan información anónima sobre las pacientes con implantes mamarios. La comparación internacional de sus resultados, dentro del marco legal internacional de protección de la privacidad, se realiza a través de ICOBRA (International Collaboration of Breast Registry Activities), una red colaborativa de sociedades nacionales de Cirugía Plástica, organismos reguladores e investigadores.

Los cirujanos plásticos y sus asociaciones en todo el mundo continuarán colaborando con los gobiernos y los organismos certificadores en su trabajo normativo e investigador en este campo.

Los cirujanos plásticos, por lo tanto, concluyen que:

Por todo ello, aconsejamos a nuestras pacientes:

ICOBRA

La Colaboración Internacional de Actividades de Registro de Mamas (ICOBRA por sus siglas en inglés) fue impulsada por la Fundación de Australasia para la Cirugía Plástica en 2013 para alentar y fomentar un enfoque de colaboración en la recopilación de la ciencia y los datos de registro relacionados con la cirugía de implantes mamarios.

ICOBRA proporciona asesoramiento coordinado internacionalmente para los registros. Ha desarrollado un marco para el establecimiento de registros de calidad clínica y, a través de la experiencia del Registro Australiano de Dispositivos de Mama, ha difundido la información de su diseño a la red ICOBRA, que está compuesta por 20 países miembros, reguladores e investigadores. El trabajo realizado por los miembros de ICOBRA es en interés de la seguridad del paciente y la integridad de los datos y es gratuito.

Antes y después

Ejemplos de intervenciones de mamoplastia de aumento realizadas en el Instituto de Cirugía Estética.

 La información contenida en esta página en ningún caso puede, ni pretende, sustituir a  la proporcionada a titulo personal por el cirujano plástico.

Paseo de Zorrilla, 92, entreplanta derecha. 47006. Valladolid · 644 169 445
Instituto de Cirugía Estética